Claves para el futuro de la música clásica

Estamos en una nueva era de la música clásica, y por tanto, debemos adaptarnos a ella, y para ello, los músicos clásicos debemos trabajar para construir un nuevo público. Aquí os contamos los cuatro principios de la filosofía de Javier Olmeda & Miquel Carbonell Duo:

Comprender y respetar a cualquier tipo de cultura que esté fuera de la música clásica. Nuestro nuevo público vendrá del mundo exterior, no tendrá o sera muy leve su contacto con el estilo de música que vamos a ofrecerle. Tenemos que interesarnos en saber de que tipo de cultura proceden. Y para llegar a este nuevo sector del público, hay que conocerlos bien. ¿Quienes son? ¿Qué tipo de cultura es lo que ya tienen? Hay que respetarlos, porque si no lo hacemos, no nos respetarán.


Trabajar activamente para encontrar nuestro público. Las personas a las cuales queremos llegar puede que aún no les preocupe la música clásica. Así que no responderán a las relaciones públicas convencionales y al marketing. No van a venir a nosotros por su cuenta, por lo que debemos de ir activamente y encontrarlos. Tienes que hablar con ellos donde viven, donde trabajan, incluso en los lugares donde van para su tiempo de ocio e inspiración. Tienes que vivir en su mundo.


Se tu mismo. Tus ganas de trabajar, tu alegría y tu pasión atraerán al público hacia ti. Pero no se puede ser feliz si no te gusta la música que tocas. Así que nunca debes complacer a nadie. No dejes de luchar por ser relevante. Interpreta esa música que hace que tu corazón se sienta vivo. Confía en tu nuevo público. Confía en que sea inteligente, curioso, y respondan con entusiasmo cuando vean la alegría que transmites.


Hacer música intensamente.Las personas a las que queremos llegar querrán a amar la música que les ofrecemos. Pero, ¿Podemos encontrarnos con el público en el intermedio? ¿Podremos ofrecerles algo que realmente puedan amar? Nuestras actuaciones deben ser totalmente nuestras, actuaciones que nadie más podrá ofrecer. Con un sello personal de autenticidad. Nuestra música se debe respirar. Los contrastes deben sentirse como contrastes. Los clímax deben sentirse como clímax. ¿Estás haciendo todo lo posible para mostrar la música viva?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s